• Clima 12°
  • Bogotá
  • Siganos en:
  • Twitter

Guía de Bogotá: Restaurantes, Bares, Cine, Arte, planes y Conciertos en la ciudad de Bogotá - Vive.in Vivein

Pantalla de tela vs. 4D: La evolución de las salas de cine

Hoy en día en Bogotá contamos con teatros que hace unos años solo veíamos en películas de ciencia ficción.

Califique:

Compartir en:

Foto: Archivo particular

Antes (Teatro Faenza) y después.

Las salas de cine de nuestro país han evolucionado drásticamente desde la llegada del primer cinematógrafo en 1897. Las pantallas, las sillas y los espacios donde se proyecta la película son muy diferentes a cómo eran hace 80 años, de hecho, parecen sacados de esas películas de ciencia ficción que veíamos en la infancia.

 

Hace más de un siglo solo se necesitaba una tela o pared blanca y unas butacas de madera para proyectar la cinta, pero gracias a la tecnología ahora las pantallas son eléctricas, cada vez más grandes, y hay salas que tienen sillas tan cómodas como las de la sala Joey y Chandler en ‘Friends’.

 

Foto:

Imagen de la serie Friends

Además, hace 3 años todavía se proyectaban películas en 35 mm – definición para inexpertos: películas que son una cinta llena de fotografías chiquitas y que se ponen a rodar en una máquina para ver las imágenes en movimiento – ahora están en vía de extinción y el 90% llega en forma digital. La tercera dimensión volvió a tomar fuerza (y las gafas ya nos son con un lente rojo y uno azul) y hasta tenemos salas en cuarta dimensión – sí, las que tienen olores, neblina, agua, etc. –

 

La modernización y tecnología han cambiado drásticamente la experiencia de ir a cine en Bogotá desde la apertura de la primera sala de cine en el Teatro Faenza, que fue inaugurado el 3 de abril de 1924. En esa época el estrato social era fundamental para la ubicación dentro de la sala, más adelante se tenía que llegar muy temprano para lograr obtener un buen puesto y luego se enumeraron las sillas, hoy en día, como ya muchos sabemos, se pueden hacer reservas con días de anticipación.

Foto: Archivo particular

Teatro Faenza

A algunos afortunados que hoy en día tienen más de 60 años les tocó vivir la época cuando las salas de cine eran semejantes a una feria donde los niños podían intercambiar historietas y comprar innumerables golosinas. Era todo un espectáculo que comenzaba horas antes del inicio de la película. Actualmente la mayoría de teatros pertenecen a grandes marcas y se han confinado a los centros comerciales, donde las personas ingresan solamente a ver la película.

 

Para ir a cine ya no solo se necesita saber qué película se quiere ver, ahora también hay que tomar decisiones sobre el formato, la calidad del sonido, los precios y la comodidad de las sillas.


Hoy en día Bogotá cuenta con más de 50 salas de cine para todos los gustos: para los clásicos, para los futuristas, para los románticos, hasta para los que no les gusta ver películas sino en la sala de su casa. Dice un adagio popular que en la variedad está el placer, pero la variedad y la amplia oferta de salas de cine puede ser algo confusa, por esto decidimos hacer una clasificación que seguramente les facilitará todo:

 

SALA RECOMENDADA SEGÚN PERSONALIDAD

Para Clásicos y románticos, los llamados “chapados a la antigua”

Si usted es más del tipo clásico y romántico que le gusta el sonido de un proyector de 35mm y no le importa que la silla este un poco incomoda puede ir a salas como la de Hacienda Santa Barabara, Cinema Paraíso o Cinemanía. Estas salas proyectan mucho cine independiente y su ambiente aún conserva la vieja magia del cine.

 

Para los aventureros y futuristas

Foto: Diego Santacruz / EL TIEMPO

Sala de cine 4Den el Centro Comercial Calima

En Bogotá actualmente hay dos salas 4D y una Dbox donde ver una película se parece más a montarse a una montaña rusa pues los efectos especiales se sienten fuera de la pantalla de cine. En la sala Dbox podrá experimentar movimientos en la silla según la acción de la película (el movimiento se puede graduar a su gusto), mientras que en las salas 4D además del movimiento de la silla, podrá sentir aire en su cara, algunas gotas de agua, ráfagas con diferentes aromas, cosquilleo en espalda y piernas, y podrá ver neblina o relámpagos de luz.

Si leyendo esta categoría sintió como la adrenalina subía a su cabeza entonces puede ir a la sala Dbox en el centro comercial Atlantis Plaza, a las 4DX en Calima o la Dinamix 4D en Gran Estación.

Los precios de estas salas dependen del día, el teatro y el formato de la función (si es 3D es más costoso) pero los precios oscilan entre $20.000 y $36.000.

 

Para los que quisieran vivir en tierra de gigantes

Una pantalla estándar de una sala de cine puede medir aproximadamente cinco metros de alto por nueve de ancho, si eso les suena grande entonces la tarea para este fin de semana es visitar las siguientes salas, que probablemente lo dejaran con la boca abierta.

Está la Mega Sala de Titán Plaza, su pantalla tiene 200 m2 (aproximadamente diez metros de alto por diecinueve de ancho). Y el sonido es espectacular, tienen 52 parlantes y 32.000 vatios de potencia que harán que vibre su silla. – Boletas: Desde $5.000 hasta $20.000. –

Por otro lado están las salas XD de Atlantis Plaza y Floresta que cuentan con un sonido compuesto de más de 50 parlantes y 90.000 vatios de potencia y su pantalla mide 193m2 (aproximadamente diez metros de alto por diecinueve de ancho). – Boletas: Desde $9.000 hasta $25.000. –

Pero definitivamente la reina de las pantallas gigantes es IMAX en Plaza de la Américas. Su pantalla mide 20 metros de alto por 29 metros de ancho (580m2), Es una de las pantallas más grandes de Suramérica, cuenta con 62 parlantes con un sonido de alta calidad y la sala tiene capacidad para 603 personas. – Boletas: Desde $8.000 hasta $15.000. –

 

Para los que no les gusta salir de la sala de su casa

Para todos aquellos que siempre salen con dolor en las rodillas después de la película, y para los que creen que el único lado donde puede disfrutar del séptimo arte es en la comodidad de la sala de su casa, queremos contarles que la Sala Premier del Centro Comercial San Rafael se va a convertir en una de sus favoritas.

Esta sala tiene sillas de cuero, anchas, completamente reclinables y con descansa pies, controlables eléctricamente y una pequeña mesa auxiliar para cada silla. El auditorio tiene control de luces y clima automatizado. Además cuenta con una carta tipo Gourmet y servicio directamente a la sala.

La boletas para entrar a esta sala pueden costar entre $11.000 y $29.000.

 

Consejo útil

Debido a la tecnología y variedad que se ve hoy en día en las salas de cine los precios también han incrementado drásticamente. La buena noticia es que cada sala cuenta con tarjetas inteligentes con las que puede tener maravillosos descuentos en películas y combos.

Noviembre 2014
Juanita Agudelo Bernal
Redacción Vive.in
INFORMACIÓN RELACIONADA
Imagen:
Imagen:
Imagen:
Imagen:
Especiales:
¿Y tú qué opinas?
HERRAMIENTAS

Califíca aquí:

Articulos
Publicidad
PUBLICIDAD