Las mujeres de Mampuján cuentan su desplazamiento forzado en mantas cosidas

Exponen en el Biblioteca de El Tunal, en Bogotá.

Califique:

video: Los tapices de las mujeres de Mampujan narran el desplazamiento

Compartir en:

"Llegaron en una tarde y en la mañana había que irse", dice el campesino Carlos Arturo Maza, cuando recuerda el 10 y el 11 de marzo del 2000, días en los que paramilitares de las Auc estuvieron en su pueblo, Mampuján, en los Montes de María (Bolívar).

El testimonio está en el video Tela sobre tela, realizado por Gabriel Ossa para la Fundación Puntos de Encuentro, y hace parte de la exposición Los tapices de Mampuján, que muestra 11 mantas cosidas por 15 mujeres. Ellas son parte de los cerca de 1.000 miembros de su comunidad desplazados a la fuerza.

Las telas, colgadas en la Biblioteca de El Tunal, en el sur de Bogotá, fueron encargadas a las mujeres por el artista Juan Manuel Echavarría, director de la Fundación, y es la primera vez que se exhiben en Bogotá (fueron mostradas en Cartagena y en las casas llenas de maleza del Mampuján abandonado).

Pedazos de una tragedia
La belleza y el colorido de los telones, del tamaño de un pequeño cubrelecho, contrastan con la dureza de los relatos que cuentan las figuras cosidas en ellas. Grandes fondos en los que dominan el azul del mar o del cielo o el verde de la selva, son el escenario donde figuras vestidas con trajes camuflados y armados con fusiles o que esgrimen una motosierra persiguen a otras, de civil.
Estas corren despavoridas, vagan semidesnudas, huyen con sus corotos, cargan en camillas a las que no pueden andar o, simplemente, rezan.

"Empezamos hace unos cuatro años, cuando Teresa Geiser, una psicóloga de Estados Unidos que trabajaba para Sembrando Semillas de Paz (una ONG), nos propuso coser para salir del trauma. Cosíamos cuadros o flores y comentábamos lo que había pasado, para sacarlo. No fue fácil recordar lo malo", dice Gledis López, invitada por Puntos de Encuentro, para la exposición.

Luego, pensaron que sus mantas podrían contar el desplazamiento y otras historias. "El primer tapiz se llamó Mampuján, día de llanto. 11 de marzo del 2000, para recordar lo acontecido. Es nuestra memoria", dice Gledis. El tapete permanece en su nuevo pueblo, Rosas de Mampuján o 'Mampujancito'.

Las telas cuentan, también, la historia del desarraigo, desde que los negros que poblaron la región vivían en África y fueron traídos por los españoles. También 'hablan' del secuestro y de las masacres. Incluso, una recuerda la aparición de luces en las montañas, mientras los 'paras' estaban en el pueblo. Los habitantes las tomaron por ángeles que anunciaban que no los asesinarían como a otros de los alrededores.

"Para hacer las mantas de la exposición nos reuníamos dos horas, tres días a la semana. Esto ayudó a sanar el trauma -dice Gledis-. Al principio, dolía mucho y llorábamos. Ahora, sentimos que la terapia da resultado. Uno, antes, quería olvidar y arrinconaba los recuerdos, pero seguían ahí, lastimando. Con la terapia, uno recuerda lo malo, pero ya no hace daño".

Publicado el
DIEGO GUERRERO
CULTURA Y ENTRETENIMIENTO
HERRAMIENTAS

Califíca aquí:

Artículos
Publicidad
¿Y tú qué opinas?
Siguenos en nuestras redes

Personaliza vive.in con tu color favorito

PUBLICIDAD

Servicios

  • Blogs
  • Foros

Herramientas

Nuestra red de portales

PBX: 57 (1) 2940100. Bogotá 5714444 línea nacional 01 8000 110 211. Dirección: Av. Calle 26 # 68B-70. - servicioalclienteenlinea@eltiempo.com.co


COPYRIGHT © 2014 CEET Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular. Ver Términos y Condiciones.